Existen diversas percepciones sobre emprender, algunos dicen que es sencillo, otros que es demasiado complejo, pero nosotros hemos tenido varias experiencias con startups en el mundo y queremos compartir algunos de los aspectos que son necesarios tener en cuenta:

  1. ¿Es un negocio?
    No es necesario pensar de una en invertir en una plataforma, es importante entender la forma en la que puede crecer el negocio mecánicamente si no tuvieras acceso a tecnología.
  2. Producto mínimo viable
    Es esencial tener con qué operar pero también hay que entender que estás en la etapa de ganar clientes y retenerlos, debes ofrecer algo que cumpla las expectativas.
  3. Inversión
    Conocer el momento indicado para conseguir fondos es complicado, hay que saber cuándo es hora para crecer el negocio y cómo es el retorno de esa inversión para tus socios.
  4. Crecimiento
    Debes tener en cuenta las cifras, proyecciones, metas y metas cumplidas, para así conocer los planes de acción en futuro.
  5. Conocer a tus clientes
    Ellos son los que te permiten existir, debes saber qué es lo que esperan y estar preparado para iterar sobre sus necesidades.
  6. Pasión
    Por supuesto que una Startup es un negocio donde esperas tener ganancias, pero para llegar a ello hay un largo camino. Debes amar lo que estás haciendo para que nada te derrumbe y cada vez puedas meterle más energía a emprender.
  7. Aventura
    Emprender es una aventura donde seguramente vas a vivir muchas cosas increíbles pero otras donde será difícil seguir. No te rindas!